La Comisión quiere prestar apoyo directo a los sistemas sanitarios de los Estados miembros de la UE en su combate contra la pandemia del coronavirus mediante una serie de medidas que pueden adoptarse con más eficacia a escala de la UE. A tal fin, y sobre la base del principio de solidaridad, la Comisión complementará de manera rápida, flexible y directa los esfuerzos que se están haciendo a nivel nacional. Más en concreto, y en una primera fase, la Comisión ha realizado una evaluación inicial de las necesidades y trabajará junto con los Estados miembros para precisar sus necesidades y darles prioridad.

Para financiar esta medida, la Comisión moviliza 3 000 millones EUR del presupuesto de la UE, de los cuales 2 700 millones EUR se canalizarán a través del Instrumento de Ayuda de Emergencia y 300 millones EUR a través de la capacidad de equipos médicos de rescEU. Los Estados miembros, así como particulares, fundaciones e incluso acciones de financiación participativa, podrán aportar contribuciones adicionales. | RAPID, QUANDA/20/577, 2.4.2020

Esta web utiliza cookies con una finalidad estadistica y para mejorar su navegación