Actualidad. CDE Universitat de València
La Comisión Europea ha presentado hoy un plan para aumentar la financiación internacional dirigida a ayudar a los países en desarrollo a luchar contra el cambio climático. Con esta iniciativa, se pretende potenciar al máximo las posibilidades de lograr un ambicioso acuerdo mundial sobre el cambio climático en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el clima que tendrá lugar en Copenhague en diciembre. En 2020 los países en desarrollo deberán hacer frente a gastos anuales de en torno a 100 000 millones de euros para reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero y adaptarse a las repercusiones del cambio climático. Aunque, en gran medida, estos fondos habrán de proceder de fuentes nacionales y de un mercado internacional del carbono ampliado, previsiblemente será también necesario disponer de financiación pública internacional, por un importe anual de entre 22 000 y 50 000 millones de euros. La Comisión propone que los países industrializados y los países en desarrollo económicamente más avanzados aporten esa financiación pública, en proporción a su grado de responsabilidad en las emisiones y su capacidad de pago. Esto podría suponer para la Unión Europea una aportación de entre 2 000 y 15 000 millones de euros anuales en 2020, si se llegara a un acuerdo ambicioso en Copenhague.  [RAPID, IP/09/1297, 10.9.2009]
Página 212 de 212

Esta web utiliza cookies con una finalidad estadistica y para mejorar su navegación