La Comisión ha propuesto hoy nuevas normas sobre envases para toda la UE con objeto de hacer frente a esta fuente cada vez mayor de residuos y de frustración de los consumidores. Por término medio, cada europeo genera casi 180 kg de residuos de envases al año. Los envases figuran entre los principales usuarios de materiales vírgenes, ya que el 40 % de los plásticos y el 50 % del papel que se utilizan en la UE se destina a envases. Si no se tomaran medidas, en la UE los residuos de envases aumentarían otro 19 % de aquí a 2030 y, en el caso de los residuos de envases de plástico, incluso un 46 %.

Con las nuevas normas se pretende poner fin a esta tendencia. De cara a los consumidores, permitirán contar con opciones de envases reutilizables y poner fin al envasado innecesario, limitarán el envasado excesivo y proporcionarán claridad a las etiquetas en apoyo de un reciclado correcto. De cara a la industria, crearán nuevas oportunidades de negocio, especialmente para las empresas más pequeñas, disminuirán las necesidades de materiales vírgenes, estimularán la capacidad de reciclado de Europa y reducirán su dependencia de recursos primarios y de proveedores exteriores. Situarán al sector del envasado en la senda hacia la neutralidad climática en 2050. | RAPID, IP/22/7155, 30.11.2022

Los residuos pueden ser un recurso valioso, pero deben utilizarse con precaución. Cuando los residuos trasladados más allá de las fronteras no se controlan correctamente y no se gestionan de forma sostenible en los países de destino, pueden perjudicar la salud humana y el medio ambiente. Por otra parte, estos residuos pueden tener un valor económico positivo y reportar beneficios medioambientales. Así ocurre cuando se reciclan y se utilizan como materiales secundarios, sustituyendo así a los materiales vírgenes y contribuyendo a una economía más circular.

El comercio internacional de residuos está aumentando y la UE desempeña un papel importante a este respecto. El Reglamento sobre traslados de residuos actualmente en vigor se remonta a 2006. Desde su adopción, las exportaciones de residuos de la UE a terceros países han aumentado considerablemente, especialmente a países que no son miembros de la OCDE. La falta de disposiciones detalladas para garantizar que los residuos se gestionen de forma sostenible en los países de destino ha dado lugar a una aplicación deficiente y a problemas medioambientales y de salud pública en esos países. En 2020, la UE exportó alrededor de 33 millones de toneladas de residuos a países no pertenecientes a la UE e importó alrededor de 16 millones de toneladas.

Además, cada año se transportan entre países de la UE unos 70 millones de toneladas de residuos. Los procedimientos administrativos limitan la circulación de residuos entre los Estados miembros de la UE, lo que, a su vez, está ralentizando la transición hacia una economía circular a escala de la UE.

Otro problema importante es que los comerciantes ilegales eluden en gran medida las normas vigentes, lo que da lugar a delitos medioambientales en la UE y en terceros países. Además, los grupos de delincuencia organizada se centran cada vez más en la delincuencia lucrativa en materia de residuos, utilizando en gran medida estructuras empresariales legales para cometer sus delitos. Las campañas policiales coordinadas indican que entre el 15 % y el 30 % de los traslados de residuos podrían ser ilegales, lo que representa un importe de 9 500 millones de euros al año en concepto de ingresos del mercado ilícito de residuos en la UE.

En general, esta situación pone de manifiesto la fragilidad de un modelo empresarial en el que la exportación de residuos fuera de la UE se ha convertido en una forma común de tratar algunos flujos de residuos generados en la Unión. Para abordar todas estas cuestiones, esta propuesta de nuevo Reglamento presenta un nuevo planteamiento sobre los traslados de residuos de la UE, en cumplimiento de los compromisos del Pacto Verde Europeo, el nuevo plan de Acción para la Economía Circular, el Plan de Acción «contaminación cero» y la nueva estrategia de la UE para luchar contra la delincuencia organizada 2021-2025. | RAPID, IP/21/6042, 16.11.2021

Página 1 de 13

Esta web utiliza cookies con una finalidad estadistica y para mejorar su navegación