Documentos de la UE. CDE Universitat de València

Tribunal de Cuentas Europeo. Informe Especial 8/2017. Los controles pesqueros de la UE: son necesarios más esfuerzos (DOUE C 169/16, 30.5.2017)

El presente informe examina la eficacia del sistema de controles pesqueros de la UE, un elemento clave para garantizar que las poblaciones de peces y el sector pesquero son sostenibles a largo plazo. El Tribunal constató que los Estados miembros todavía no llevaban a cabo los controles exigidos y que el propio sistema de control debía actualizarse. Había insuficiencias en la verificación de la exactitud de la capacidad de sus flotas, en el control de los buques pequeños, en la fiabilidad de los datos del informe de capturas y en la igualdad de trato entre los operadores pesqueros con respecto a la aplicación de sanciones. El Tribunal formula una serie de recomendaciones tanto a la Comisión Europea como a los Estados miembros a fin de mejorar los controles pesqueros.

Sentencia del Tribunal General de la Unión Europea. Asunto T-316/13 (Salvatore Aniello Pappalardo y otros/Comisión) de 27 de abril de 2015
Responsabilité non contractuelle – Pêche – Conservation des ressources halieutiques – Reconstitution des stocks de thon rouge – Mesures d’urgence interdisant la pêche par les senneurs à senne coulissante – Violation suffisamment caractérisée d’une règle de droit conférant des droits aux particuliers
Dans l’affaire T‑316/13, Salvatore Aniello Pappalardo, demeurant à Cetara (Italie), Pescatori La Tonnara Soc. coop., établie à Cetara, Fedemar Srl, établie à Cetara, Testa Giuseppe E C. Snc, établie à Catane (Italie), Pescatori San Pietro Apostolo Srl, établie à Cetara, Camplone Arnaldo & C. Snc di Camplone Arnaldo EC, établie à Pescara (Italie), Valentino Pesca Sas di Camplone Arnaldo & C., établie à Pescara, représentés par Mes V. Cannizzaro et L. Caroli, avocats, parties requérantes, contre Commission européenne, représentée par MM. A. Bouquet et D. Nardi, en qualité d’agents, partie défenderesse (Curia.europa.eu, 27.4.2016)

La Comisión Europea, dando un paso más en el cumplimiento de su compromiso de legislar mejor, ha presentado hoy una propuesta de nuevas medidas de conservación para la pesca en los mares europeos. Se trata de normas que regulan cómo, cuándo y dónde pueden pescar los pescadores y determinan los artes, la composición de las capturas y la manera de abordar las capturas accidentales. Hasta ahora, esas normas se decidían a nivel de la UE mediante un largo proceso de adopción; con el tiempo, además, esa estructura reguladora se había convertido en algo muy complejo.

Con la nueva política pesquera común, y en cumplimiento del principio del programa «Legislar mejor», se ha propuesto un nuevo enfoque simplificado. La Comisión presenta un sistema de gobernanza más flexible que responsabiliza a los agentes regionales, que son quienes mejor conocen el contexto local, para adaptar las medidas técnicas de conservación en sus respectivas cuencas marítimas. Además, la propuesta condensa una serie de reglamentos distintos en un único texto, lo que debe facilitar la interpretación y el cumplimiento de la normativa. (RAPID, IP/16/721, 11.3.2016)

La Comisión propone un nuevo sistema de concesión y gestión de autorizaciones de pesca que permitirá a las autoridades controlar mejor tanto los buques de la UE que faenen fuera de las aguas de la Unión como los buques internacionales que lo hagan en nuestras aguas.

La Comisión ha propuesto hoy un nuevo sistema de concesión y gestión de autorizaciones de pesca que permitirá a las autoridades controlar mejor tanto los buques de la UE que faenen fuera de las aguas de la Unión como los buques internacionales que lo hagan en nuestras aguas.

La propuesta de hoy forma parte de la aplicación de la nueva política pesquera común, en la que se afirma claramente que, tanto si faenan dentro como fuera de las aguas de la UE, nuestros pescadores deben ajustarse a las mismas normas y estándares. El control de la actividad de las flotas pesqueras de la UE, independientemente de dónde se encuentren, es crucial para fomentar la pesca sostenible y luchar contra las operaciones ilícitas.

El nuevo Reglamento se aplicará a todos los buques de la UE que faenen fuera de las aguas de la UE, dondequiera que desarrollen sus actividades y con independencia del marco jurídico en el que se produzca la actividad pesquera. Estos buques no podrán faenar en aguas de terceros países o en alta mar si no cuentan con la autorización previa de su Estado miembro de pabellón.

Para obtener esa autorización, deberán probar que cumplen una serie de criterios que la UE considera esenciales, por ejemplo, que tengan un número de la Organización Marítima Internacional (OMI) y una licencia de pesca válida, y que no hayan sido declarados culpables de infracciones. (RAPID, IP/15/6266, 10.12.2015)

Página 1 de 4

Esta web utiliza cookies con una finalidad estadistica y para mejorar su navegación