La Comisión ofrece a los actores nacionales, regionales y locales asistencia práctica para mejorar la calidad del aire en Europa e intensifica las acciones contra los siete Estados miembros que han infringido las normas aprobadas en la UE sobre los límites de la contaminación atmosférica y la homologación de tipo de los vehículos. En una Comunicación titulada: «Una Europa que protege: Aire limpio para todos», adoptada hoy, la Comisión esboza las medidas disponibles para ayudar a los Estados miembros a luchar contra la contaminación atmosférica. La Comisión hace hincapié también en la necesidad de intensificar la cooperación con los Estados miembros entablando con las autoridades competentes nuevos «diálogos sobre el aire puro», y recurriendo a los fondos de la UE para apoyar medidas destinadas a mejorar la calidad del aire. Además, la Comisión lleva hoy a Alemania, Francia, Hungría, Italia, el Reino Unido y Rumanía ante el Tribunal de Justicia de la UE por no haber respetado los valores límite de calidad del aire acordados y por no haber tomado las medidas apropiadas para hacer lo más breves posible los periodos de superación del límite. La Comisión ha decidido también enviar nuevas cartas de emplazamiento a Alemania, Italia, Luxemburgo y el Reino Unido por haber ignorado las normas de homologación de tipo de vehículos de la UE. (RAPID, IP/18/3450, 17.5.2018)

Informe sobre el ejercicio de los poderes para adoptar actos delegados otorgados a la Comisión con arreglo al Reglamento relativo a un mecanismo para el seguimiento y la notificación de las emisiones de gases de efecto invernadero y para la notificación, a nivel nacional o de la Unión, de otra información relevante para el cambio climático, y por el que se deroga la Decisión 280/2004/CE (COM(2018) 52 final, 1.2.2018)

Las emisiones de contaminantes atmosféricos son la causa medioambiental más significativa de muerte prematura en la UE y provocan enfermedades respiratorias, importantes costes sanitarios y pérdida de días de trabajo. Los datos más recientes indican que tres contaminantes del aire por sí solos (PM 2,5, NO2 y O3) son responsables de 400 000 muertes prematuras al año en la UE, incluidas alrededor de 70 000 directamente vinculadas al dióxido de nitrógeno (NO2). El transporte urbano también es una de las razones por las que muchas zonas urbanas incumplen los límites de contaminación atmosférica. Gracias a la mejora de la calidad de los combustibles y al establecimiento de límites cada vez más estrictos para los vehículos nuevos, la Comisión ha liderado en las últimas décadas los esfuerzos de la UE por reducir progresivamente las emisiones de contaminantes atmosféricos procedentes de los vehículos de carretera. (RAPID, MEMO/17/2821, 31.8.2017)

La Comisión Europea envía una última advertencia a Alemania, Francia, España, Italia y Reino Unido por no haber resuelto el problema de incumplimiento constante de los límites de contaminación atmosférica correspondientes al dióxido de nitrógeno (NO 2). La contaminación por NO2 supone un riesgo sanitario grave. La mayor parte de las emisiones proceden del tráfico rodado. La Comisión Europea insta a cinco Estados miembros a que adopten medidas para garantizar una buena calidad del aire y proteger la salud pública.

Cada año, más de 400 000 ciudadanos mueren prematuramente en la UE como consecuencia de una mala calidad del aire. Millones de personas padecen enfermedades respiratorias y cardiovasculares provocadas por la contaminación del aire. En 2013, debido a unos niveles persistentemente altos de dióxido de nitrógeno (NO2), se produjeron aproximadamente 70 000 muertes prematuras en Europa, un número casi tres veces superior al de muertes por accidentes de tráfico en ese mismo año.

La legislación de la UE sobre la calidad del aire ambiente (Directiva 2008/50/CE) establece valores límite para los contaminantes atmosféricos, en particular el dióxido de nitrógeno.Si se superan esos valores límite, los Estados miembros están obligados a adoptar y ejecutar planes de calidad del aire que establezcan medidas adecuadas para poner fin a esa situación lo antes posible. (RAPID, IP/17/238, 15.2.2017)

El Parlamento Europeo y el Consejo han sancionado hoy la nueva Directiva sobre techos nacionales de emisión (Directiva TNE), basada en una propuesta de la Comisión que fija límites más estrictos para los cinco contaminantes principales en Europa. Entrará en vigor el 31 de diciembre de 2016.

Una vez que se haya aplicado íntegramente, la Directiva permitirá reducir en casi un 50 % en el horizonte de 2030 las negativas consecuencias para la salud de la contaminación atmosférica, tales como las enfermedades respiratorias y la muerte prematura. Pese a que los contaminantes atmosféricos son «asesinos invisibles», cada vez es mayor la concienciación y preocupación de los ciudadanos por la calidad del aire que respiran, de manera que el establecimiento de límites más estrictos en la Directiva TNE constituye un logro importante. También repercutirá muy favorablemente en la calidad del agua, el suelo y los ecosistemas y contribuirá a hacer frente a los efectos de partículas nocivas causantes del cambio climático, como el carbono negro. La Directiva constituye el núcleo del Programa «Aire Puro» para Europa de la Comisión, cuyo ámbito es más general. (RAPID, IP/16/4358, 14.12.2016)

La Comisión Europea actúa hoy en contra de siete Estados miembros por haber incumplido las obligaciones que les incumben en virtud de la legislación de la Unión sobre la homologación de tipo de los vehículos. La Comisión está tomando medidas contra siete Estados miembros por no haber establecido sistemas de sanciones para disuadir a los fabricantes de infringir la legislación en materia de emisiones de los coches, o por no aplicar dichas sanciones cuando tales infracciones ocurren. La Comisión actúa hoy en contra de Alemania, Chequia, España, Grecia, Lituania, Luxemburgo y el Reino Unido por no respetar la normativa de la Unión sobre la homologación de tipo de los vehículos. (RAPID, IP/06/4214, 8.12.2016)

Aplicación del Acuerdo de París: avances de la UE hacia el objetivo de reducción mínima del 40% ((exigido en aplicación del artículo 21 del Reglamento 525/2013 de 21 de mayo de 2013, relativo a un mecanismo para el seguimiento y la notificación de las emisiones de gases de efecto invernadero y para la notificación, a nivel nacional o de la Unión, de otra información relevante para el cambio climático) (COM(2016) 707 final, 8.11.2016)

Página 3 de 11

Esta web utiliza cookies con una finalidad estadistica y para mejorar su navegación