Miércoles, 09 Diciembre 2020 08:41

Puesta en marcha del Pacto Europeo por el Clima

La Comisión Europea ha puesto hoy en marcha el Pacto Europeo por el Clima, una iniciativa a escala de la UE que invita a las personas, las comunidades y las organizaciones a participar en la acción por el clima y a construir una Europa más verde. El Pacto por el Clima, que forma parte del Pacto Verde Europeo, ofrece un espacio para que todos los ciudadanos compartan información, debatan y actúen sobre la crisis climática, y puedan formar parte de un movimiento climático europeo cada vez mayor. Hace un año, la Comisión puso en marcha el Pacto Verde Europeo como un plan para transformar la UE en una sociedad justa, saludable, sostenible y próspera, y para arreglar nuestra forma de interactuar con la naturaleza. La Comisión está formulando la política y la legislación necesarias para unos cambios sistémicos, pero las soluciones esbozadas en el Pacto Verde solo pueden tener éxito si todo el mundo participa y contribuye activamente. | RAPID/20/2323, 9.12.2020

La Comisión ha adoptado hoy su informe anual de situación sobre la acción por el clima de la UE, que trata de los avances de la UE en la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero en 2019. Las emisiones de gases de efecto invernadero en la EU-27 disminuyeron un 3,7 % interanual, mientras que el PIB creció un 1,5 %. Las emisiones se han reducido ahora en un 24 % en comparación con los niveles de 1990.

Las emisiones cubiertas por el régimen de comercio de derechos de emisión (RCDE UE) registraron la mayor reducción en 2019, con un descenso del 9,1 %, es decir, alrededor de 152 millones de toneladas equivalentes de dióxido de carbono (Mt equivalentes de CO2), en comparación con 2018. Esta caída tuvo su origen principalmente en el sector eléctrico, que redujo sus emisiones casi un 15 %, principalmente gracias a la sustitución del uso del carbón para calefacción por electricidad procedente de fuentes renovables y gas. Las emisiones de la industria disminuyeron cerca de un 2 %. Las emisiones verificadas de la aviación, que actualmente solo afectan a los vuelos dentro del Espacio Económico Europeo, siguieron creciendo moderadamente, aumentando un 1 %, es decir, alrededor de 0,7 millones de toneladas equivalentes de CO2 en comparación con 2018. Las emisiones no contempladas en el RCDE UE, tales como las procedentes de la industria no sujeta a ese régimen, el transporte, los edificios, la agricultura y los residuos, no sufrieron cambios significativos con respecto a los niveles de 2018. | RAPID, IP/20/2182, 30.11.2020

Página 1 de 24

Esta web utiliza cookies con una finalidad estadistica y para mejorar su navegación