Noticias. CDE Universitat de València

Para el próximo presupuesto de la UE a largo plazo (2021-2027), la Comisión Europea propone aumentar la financiación de Europa Creativa, el programa de apoyo a las obras audiovisuales y los sectores cultural y creativo europeos, hasta una cifra de 1 850 millones de euros. La propuesta de la Comisión de reforzar los sectores cultural y creativo de la UE se centra en tres ámbitos: MEDIA, que es el programa de Europa Creativa en apoyo del cine y otras industrias audiovisuales de la UE; cultura, y una actuación intersectorial:

  1. 1. MEDIA: 1 081 millones de euros financiarán proyectos audiovisuales y estimularán la competitividad del sector audiovisual en Europa. El programa MEDIA seguirá apoyando el desarrollo, la distribución y la promoción de películas, programas de televisión y videojuegos europeos. En los próximos años se va a invertir más dinero en la promoción y la distribución internacional de obras y ficciones innovadores europeas, también en el sector de la realidad virtual. Se ha creado un directorio en línea de películas de la UE para reforzar la accesibilidad y la visibilidad de las obras europeas.
  2. 2. CULTURA: 609 millones de euros del nuevo presupuesto se destinarán a promover los sectores cultural y creativo de Europa. Se crearán plataformas, redes y proyectos de cooperación para conectar entre sí a los artistas con talento de toda Europa y facilitar la cooperación transfronteriza entre los creadores.
  3. 3. TODOS LOS SECTORES CULTURALES Y RELACIONADOS CON LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN: 160 millones de euros servirán para financiar a las pymes y a otras organizaciones que trabajen en los sectores cultural y creativo. La financiación servirá también para promover la cooperación en materia de política cultural en toda la UE; fomentar un entorno de medios de comunicación libre, diverso y plural, y apoyar un periodismo de calidad y la alfabetización mediática.

La cultura tiene un papel positivo en el refuerzo de la resiliencia de la sociedad y la economía europeas. Debido a la digitalización y a la competencia mundial, es necesario un apoyo más firme a los sectores cultural y creativo europeos. Puede hacerse más por fomentar las producciones transfronterizas, velar por que las obras europeas tengan una distribución más amplia y sacar el máximo partido de la tecnología digital, al tiempo que se mantiene la diversidad cultural y lingüística de Europa. Además, mediante el refuerzo de la cultura y la creatividad en la UE, podemos mejorar nuestro apoyo a la libertad y el pluralismo de los medios de comunicación, que son factores esenciales para mantener unas sociedades abiertas, inclusivas y creativas. Esta es la razón por la que la Comisión propone un incremento de la financiación para el programa Europa Creativa. (RAPID, IP/18/3950, 30.5.2018)

A lo largo de los últimos sesenta años, el Fondo Social Europeo ha sido el principal instrumento financiero de la UE para invertir en las personas, ayudándolas a obtener mejores empleos y garantizando condiciones laborales más justas para todos los ciudadanos de la UE. En la misma línea que el Fondo Social Europeo actual, el Fondo Social Europeo Plus constituirá el principal instrumento financiero de la UE para invertir en las personas y será hilo conductor para mejorar la cohesión y la justicia sociales e incrementar la competitividad en toda Europa. De cara al futuro, las prioridades del Fondo Social Europeo Plus se ajustarán aún más a las recomendaciones y los análisis de país realizados en el marco del Semestre Europeo de coordinación de las políticas y estarán orientadas a convertir los principios del pilar europeo de derechos sociales en una realidad sobre el terreno.

El Reglamento del FSE+ es el resultado de refundir el Fondo Social Europeo (FSE), la Iniciativa de Empleo Juvenil (IEJ), el Fondo de Ayuda Europea para las Personas Más Desfavorecidas (FEAD), el Programa de Empleo e Innovación Social (EaSI) y el Programa de Salud de la UE. Se trata de un paso fundamental hacia la optimización y simplificación de las normas de los diferentes Fondos, y ayudará a aumentar las sinergias entre los distintos componentes del Fondo para obtener mejores resultados. (RAPID, MEMO/18/3922, 30.5.2018)

La Comisión propone un nuevo Fondo de Justicia, Derechos y Valores, que simplifica los programas existentes en este ámbito. El Fondo abarca los programas de derechos y valores, así como el de justicia. El Fondo dispone de una asignación presupuestaria propuesta de 947 millones de euros durante siete años: 642 millones para el programa de derechos y valores, y de 305 millones para el programa de justicia. La asignación global equivale aproximadamente a la asignación presupuestaria del período anterior. El Fondo prestará apoyo a las actividades de una serie de interlocutores en el ámbito de los derechos y valores, tales como ONG, organismos de igualdad, administraciones públicas, redes judiciales o universidades. (RAPID, MEMO/18/3975, 30.5.2018)

Para el próximo presupuesto de la UE a largo plazo, que cubrirá el septenio 2021-2027, la Comisión Europea propone duplicar la financiación de Erasmus, que ascendería a 30 000 millones de euros.

Gracias al programa Erasmus, millones de jóvenes europeos tienen la oportunidad de estudiar o de formarse de distintas maneras en el extranjero, a la vez que amplían su experiencia y sus conocimientos de Europa y mejoran sus posibilidades futuras en el mercado laboral. Al contar con el doble de financiación, este programa será aún más eficaz a la hora de apoyar objetivos políticos clave tales como la creación de un Espacio Europeo de Educación para el año 2025 que empodere a los jóvenes y promueva una identidad europea a través de las políticas sobre juventud, educación y cultura. (RAPID, IP/18/3948, 30.5.2018)

Para el próximo presupuesto de la UE a largo plazo (2021-2027), la Comisión propone modernizar la política de cohesión, que es la principal política de inversión de la UE y una de sus manifestaciones de solidaridad más concretas. La economía de la UE se está recuperando, pero se necesitan nuevos esfuerzos de inversión para subsanar las diferencias que persisten, tanto nacionales como entre los Estados miembros. Con un presupuesto de 373 000 millones de euros en compromisos para 2021-2027, la futura política de cohesión tiene el potencial de inversión para contribuir a compensar estas disparidades. Los recursos se seguirán destinando a las regiones que más necesitan alcanzar al resto de la UE. Al mismo tiempo, la política de cohesión continuará siendo un enlace sólido y directo entre la UE y sus regiones y ciudades. (RAPID/18/3885, 29.5.2018)

La Comisión propone un ajuste específico de las normas de propiedad intelectual para ayudar a las empresas farmacéuticas europeas a aprovechar los mercados mundiales en rápido crecimiento y fomentar el empleo, el crecimiento y la inversión en la UE. La UE dispone de un marco de derechos de propiedad intelectual sólido que protege los conocimientos técnicos europeos y mantiene la capacidad de innovación de la industria farmacéutica, de importancia mundial. A fin de mejorar el actual sistema y eliminar una importante desventaja competitiva de los fabricantes de la UE, la Comisión propone una modificación específica: la denominada «dispensa para fabricación con fines de exportación» de los certificados complementarios de protección.

Los certificados complementarios de protección (CCP) extienden la protección conferida por una patente a los medicamentos que deben someterse a pruebas y ensayos clínicos prolongados antes de obtener la aprobación reglamentaria de comercialización. Gracias a la dispensa, las empresas establecidas en la UE podrán fabricar en el futuro una versión genérica o biosimilar de un medicamento protegido por un CCP durante el período de validez del certificado, si lo hacen exclusivamente con fines de exportación para un mercado fuera de la UE donde la protección de la patente haya expirado o no haya existido nunca. La dispensa apoyará el papel pionero de Europa en la investigación y el desarrollo de productos farmacéuticos. (RAPID/18/3907, 28.5.2018)

La Comisión Europea ha publicado hoy el cuadro de indicadores de la justicia en la UE correspondiente a 2018, que ofrece un análisis comparativo de la calidad, la independencia y la eficiencia de los sistemas judiciales de los Estados miembros de la UE. Su objetivo es ayudar a las autoridades nacionales a mejorar la eficacia de sus sistemas judiciales. Comparado con las anteriores ediciones, el cuadro de indicadores de 2018 sigue desarrollando estos últimos. Refuerza, en particular, la sección sobre la independencia judicial, lo cual es pertinente para evaluar el Estado de Derecho. Se examinan con mayor detalle los consejos del poder judicial, la intervención del poder ejecutivo y el parlamento en los nombramientos y destituciones de jueces y presidentes de los tribunales, y la organización de los servicios de la fiscalía. Presenta también, por primera vez, datos sobre la duración de los procesos judiciales en todas las instancias.

El cuadro de indicadores de la justicia es parte del instrumental utilizado por la Comisión para hacer un seguimiento de las reformas en el ámbito de la justicia de los Estados miembros, junto con el Semestre Europeo, el Marco para reformar el Estado de Derecho, el mecanismo de cooperación y verificación, y los procedimientos de infracción. La Comisión también considera que la buena gestión financiera de los fondos de la UE por parte de los Estados miembros exige una protección judicial efectiva por parte de órganos jurisdiccionales independientes. Por lo tanto, como parte del marco financiero plurianual, la Comisión ha propuesto un nuevo mecanismo de respeto del Estado de Derecho. Este Reglamento establece un mecanismo en virtud del cual la Unión Europea puede suspender, reducir o restringir el acceso a la financiación de la UE en caso de deficiencias generalizadas en lo que se refiere al Estado de Derecho en un Estado miembro. (RAPID/18/3932, 28.5.2018)

La cantidad de residuos de plásticos en los océanos y mares no cesa de aumentar y, por esa razón, la Comisión Europea propone nuevas normas a nivel de la UE para los diez productos de plástico de un solo uso que se encuentran con más frecuencia en las playas y mares de Europa, así como para los artes de pesca perdidos y abandonados. Juntos, esos productos representan el 70 % de todos los residuos marinos. Las nuevas normas son proporcionadas y se han adaptado para obtener los mejores resultados. Esto quiere decir que se van a aplicar medidas diferentes a productos diferentes. Se prohibirá la comercialización de productos de plástico de un solo uso para los cuales haya alternativas asequibles. En el caso de los productos para los que no haya alternativas fácilmente disponibles, el objetivo será limitar su uso imponiendo un objetivo de reducción del consumo a nivel nacional; aplicar requisitos de diseño y etiquetado e imponer obligaciones de gestión y limpieza de residuos a los productores. La nueva normativa situará a Europa en la delantera en una cuestión con implicaciones mundiales. (RAPID/18/3927, 28.5.2018)

La Comisión ha propuesto hoy una reconfiguración de las normas por las que se rige el impuesto especial sobre el alcohol en la UE, allanando el camino hacia un mejor entorno empresarial, a la reducción de costes para las pequeñas empresas alcoholeras y a una mejor protección de la salud de los consumidores. El anuncio de hoy significa que los artesanos y pequeños productores de alcohol (incluidas, por vez primera, las pequeñas sidrerías independientes) podrán acogerse a un nuevo sistema de certificación en toda la UE que confirme unos tipos reducidos de los impuestos especiales para ellos en toda la Unión. La salud de los consumidores también se beneficiará de la represión de la utilización ilegal de alcohol desnaturalizado libre de impuestos para destilar bebidas falsificadas. También se ampliará el umbral para la cerveza de baja graduación a la que se pueden aplicar tipos reducidos. (RAPID/18/3835, 25.5.2018)

Miércoles, 23 Mayo 2018 09:53

La política de cohesión después de 2020

en Noticias

La Comisión ha seleccionado a cinco autoridades nacionales y regionales de Bulgaria, Grecia, España, Croacia y Polonia para participar en una nueva iniciativa piloto sobre la buena gobernanza y el desarrollo de capacidades administrativas. La iniciativa se refiere a los cinco programas de la política de cohesión siguientes: el programa «Infraestructuras de transporte, medio ambiente y desarrollo sostenible», en Grecia, el programa regional de Lublin, en Polonia, el programa regional de Extremadura, en España, el programa «Competitividad y cohesión», en Croacia, y el programa «Regiones en crecimiento», en Bulgaria. Con el fin de mejorar la gestión de los programas financiados por la UE en el período posterior a 2020, expertos de la Comisión y de la Organización de Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE) ofrecerán apoyo específico. Estos expertos se centrarán en el establecimiento de estructuras organizativas adecuadas y el desarrollo de las capacidades necesarias del personal. También ayudarán a las autoridades a mejorar la coordinación con los otros agentes participantes en el despliegue de los programas de la política de cohesión, tales como las empresas y los interlocutores sociales, las agencias de desarrollo y las organizaciones de la sociedad civil. (RAPID, IP/18/3833, 24.5.2018)

Página 2 de 201

Esta web utiliza cookies con una finalidad estadistica y para mejorar su navegación