Convocatorias de programas. CDE Universitat de València

La Comisión ha adoptado hoy nuevas iniciativas en materia de educación escolar y superior, incluida una propuesta de seguimiento de los titulados, para ayudar a los Estados miembros a recopilar información sobre lo que hacen los titulados después de sus estudios.

El objetivo general de estas iniciativas es ayudar a los Estados miembros a proporcionar una educación inclusiva y de gran calidad para todos los jóvenes a través de una serie de acciones concretas, a fin de que adquieran los conocimientos y las capacidades que necesitan para participar plenamente en la sociedad, de que puedan responder a las nuevas oportunidades y los nuevos retos creados, por ejemplo, por la mundialización y el cambio tecnológico, y de que puedan adaptar su educación a las necesidades del mercado de trabajo.

Los jóvenes necesitan una amplia gama de competencias que les permitan desenvolverse en la vida, encontrar empleos que les satisfagan y convertirse en ciudadanos comprometidos, con independencia de su origen. La educación desempeña un papel fundamental al darles el mejor comienzo posible para lograrlo, pero es necesario actuar para mejorar la calidad y el rendimiento de los sistemas de educación en Europa, de manera que puedan estar a la altura de los cambios sociales y servir a todos los niños y jóvenes. Las decisiones en el ámbito de la educación se toman a nivel nacional y regional, pero la UE apoya a los Estados miembros en pleno respeto del principio de subsidiariedad. (RAPID, IP/17/1401, 30.5.2017)

Tribunal de Cuentas. Informe Especial 5/2017. ¿Han sido determinantes las políticas de la UE en cuanto al desempleo juvenil? Evaluación de la Garantía Juvenil y de la Iniciativa de Empleo Juvenil (DOUE C 108/06, 6.4.2017)

El presente informe examina los avances efectuados por la Garantía Juvenil de la UE para garantizar que los jóvenes menores de 25 años reciben una oferta de empleo, educación, aprendizaje o prácticas cuatro meses después de finalizar sus estudios o de quedarse en paro. Asimismo, evalúa la Iniciativa de Empleo Juvenil, que aumentó la ayuda financiera a las personas más afectadas. El Tribunal constató que los avances habían sido limitados y que los resultados no están a la altura de las expectativas de proporcionar una oferta de buena calidad a todos los ninis (aquellos que no están en situación de empleo, educación o formación). Asimismo, el Tribunal formuló una serie de recomendaciones destinadas a los Estados miembros y a la Comisión Europea para mejorar las iniciativas actuales y futuras en el ámbito del empleo.

La Comisión Europea ha adoptado hoy una comunicación en la que destaca los principales logros de la Garantía Juvenil y la Iniciativa de Empleo Juvenil (IEJ) desde su puesta en marcha en 2013.

La Comisión Europea ha adoptado hoy una comunicación en la que destaca los principales logros de la Garantía Juvenil y la Iniciativa de Empleo Juvenil (IEJ) desde su puesta en marcha en 2013 y extrae enseñanzas sobre cómo mejorar los esfuerzos de la UE y de los Estados miembros en el despliegue de los sistemas de Garantía Juvenil. El año pasado, la Comisión adoptó medidas para acelerar la aplicación de la Garantía Juvenil aumentando la prefinanciación de la Iniciativa de Empleo Juvenil. En su discurso del Estado de la Unión de 14 de septiembre de 2016, el presidente Juncker destacó su compromiso de «continuar el desarrollo de la Garantía Juvenil en toda Europa, mejorando la capacitación de los europeos y llegando a los jóvenes y a las regiones que más lo necesitan».

La Garantía Juvenil es un compromiso político adoptado por todos los Estados miembros de la UE en forma de Recomendación del Consejo de abril de 2013, tras una propuesta de la Comisión, de dar a cada joven una buena oferta de empleo, educación continua,

formación de aprendiz o período de prácticas en una plazo de cuatro meses tras quedar desempleado o dejar la educación formal. La Iniciativa de Empleo Juvenil es el principal programa de financiación de la UE iniciado al mismo tiempo para facilitar el despliegue de la Garantía Juvenil y ofrecer ayuda específica a las regiones en las que la tasa de desempleo juvenil supera el 25 %. Todos los Estados miembros utilizan también su parte del Fondo Social Europeo (FSE) para apoyar el empleo juvenil. (RAPID, IP/16/3216, 4.10.2016)

La Iniciativa sobre Empleo Juvenil (IEJ) se adoptó a raíz de la propuesta de la Comisión y del llamamiento político de alto nivel del Consejo Europeo de febrero de 2013 para combatir el nivel sin precedentes de desempleo juvenil existente en determinadas regiones de la Unión Europea (UE). En el mencionado Consejo Europeo y en los que lo siguieron se subrayó la necesidad de dar la máxima prioridad al fomento del empleo juvenil. El Consejo Europeo pidió que se movilizara el presupuesto de la UE para apoyar los esfuerzos de los Estados miembros encaminados a contrarrestar esta tendencia.

Se ha destinado a la IEJ un presupuesto específico, por valor de 3 200 millones de euros, que no requiere cofinanciación nacional. Otros 3 200 millones de euros provendrán de las asignaciones del Fondo Social Europeo (FSE) a los Estados miembros para el período de programación 2014-2020.

Ante la inmensidad del desafío, con más de siete millones de jóvenes europeos que ni trabajan, ni estudian ni siguen ninguna formación, se ha decidido comprometer los recursos asignados a la IEJ concentrándolos en los dos primeros años del período de programación 2014-2020, a fin de hacer posible una movilización rápida y sustancial de las medidas dirigidas a los jóvenes y de obtener resultados inmediatos. Cualquier otro retraso en la ejecución puede poner en peligro las medidas emprendidas por los Estados miembros para luchar contra el desempleo juvenil. (RAPID, MEMO/15/5020, 22.5.2015)

En el día de hoy, la Comisión Europea propone anticipar la puesta a disposición de 1 000 millones de euros de la Iniciativa sobre Empleo Juvenil a principios de este año. Con este cambio se aumentará hasta treinta veces más el importe de la financiación previa que reciben los Estados miembros para impulsar el empleo juvenil, de modo que se pueda ayudar hasta a 650 000 jóvenes a incorporarse más rápidamente al mercado laboral.

La primera prioridad de esta Comisión es reforzar la competitividad de Europa, promover la inversión y crear empleo. Con el Plan de Inversiones para Europa, dotado de 315 000 millones de euros, se pueden crear millones de nuevos puestos de trabajo, especialmente para los jóvenes. Pero incluso creándose nuevos puestos de trabajo, a los jóvenes a menudo les resulta muy difícil entrar en el mercado laboral. Por este motivo, la Iniciativa sobre Empleo Juvenil se centra sobre todo en conseguir que los jóvenes se integren en el trabajo o en la formación. En el marco de la Garantía Juvenil, los Estados miembros se han comprometido a ofrecer a los jóvenes menores de veinticinco años, en el plazo de los cuatro meses siguientes a que abandonen la escuela o pierdan un empleo, una colocación de calidad, un puesto de prácticas o una posibilidad de formación. El anuncio de hoy contribuirá a hacer realidad la Garantía, en consonancia con el compromiso que adquirió la Comisión en su programa de trabajo para 2015. (RAPID, IP/15/4100, 4.2.2015)

En abril de 2013, los Estados miembros de la Unión Europea se comprometieron a garantizar el éxito de la transición de los jóvenes al empleo mediante el establecimiento de los sistemas de Garantía Juvenil.

En el marco de la Garantía Juvenil, los Estados miembros deben poder ofrecer a los jóvenes menores de 25 años, en el plazo de los cuatro meses siguientes a que abandonen la escuela o pierdan un empleo, una colocación de calidad acorde con su formación, capacidades y experiencia, o bien la posibilidad de adquirir la formación, capacidades y experiencia necesarias para encontrar un empleo en el futuro, ya sea a través de un periodo de aprendizaje profesional o de prácticas, o de la formación continua.

La Garantía Juvenil es, por un lado, una reforma estructural para mejorar drásticamente la transición de la formación inicial al empleo y, por otra, una medida para facilitar que los jóvenes encuentren puestos de trabajo de forma inmediata. (RAPID, MEMO/4102, 4.2.2015)

Under the Youth Guarantee Member States should ensure that, within four months of leaving school or losing a job, young people under 25 can either find a good-quality job suited to their education, skills and experience or acquire the education, skills and experience required to find a job in the future through an apprenticeship, a traineeship or continued education.

The Youth Guarantee is both a structural reform to drastically improve school-to-work transitions and a measure to immediately support jobs for young people. The Youth Guarantee is based on successful experience in Austria and Finland that show that investing in school to work transitions for young people pays off. The Finnish youth guarantee resulted in a reduction in unemployment amongst young people, with 83.5% successfully allocated a job, traineeship, apprenticeship or further education within three months of registering.

The Youth Guarantee Recommendation was formally adopted by the EU's Council of Ministers on 22 April 2013 (see MEMO/13/152) on the basis of a proposal made by the Commission in December 2012 (see IP/12/1311 and MEMO/12/938) and was endorsed by the June 2013 European Council. (RAPID, MEMO/14/571, 8.10.2014)

Página 1 de 3

Esta web utiliza cookies con una finalidad estadistica y para mejorar su navegación